Austeridad: arma de destrucción masiva
Xochimilco, ejemplo de lo que viene
Otra vez con la cuento del voto migrante

  Al principio del sexenio creíamos que la “austeridad” era sólo estribillo de campaña, pero cuando la aplicó el Gobierno de la República, vimos lo que es: un arma de destrucción masiva multiusos.

  Una letal arma utilísima para desmantelar instituciones, o al menos para debilitarlas lo suficiente como para políticamente neutralizarlas y para presionar y amedrentar a las detestadas instituciones autónomas.

  Hoy, cuando informen de los detalles del plan B con el que Palacio Nacional busca atajos para darle vueltas a la Constitución en materia electoral, veremos que todo gira en torno a la sexenal arma de destrucción masiva: la “bendita” austeridad.

 

Xochimilco, ejemplo de lo que viene

 

  Seguramente que para la Jefa de Gobierno de CDMX Claudia Sheinbaum no fueron una sorpresa la violencia en Xochimilco y los enfrentamientos entre pobladores y policías por unas obras hidráulicas.

  Posiblemente ya sabe quienes son los instigadores, pero también debe saber que estas provocaciones se multiplicarán en los próximo diez meses y la forzarán a tener planes que sean más preventivos que reactivos, más productivos políticamente.

  Mal si cae en la trampa de creer espontáneas las protestas y provocaciones. ¿No creen que Palacio Nacional las deja pasar para ver si la inquilina de Palacio del Ayuntamiento tiene reacciones firmes, pero inteligentes en situaciones difíciles?

 

Otra vez con el cuento del voto migrante

 

  A año y medio de la elección presidencial, ya empezaron los vivales de siempre con el cuento de que los mexicanos indocumentados y los legalizados en Estados Unidos no pueden dormir por la ansiedad de votar en la elección presidencial de 2024.

  Sólo les creen los cómplices del fraude presupuestal que sería destinar millonarias cifras “para promover el voto de los mexicanos en Estados Unidos”, no quienes allá viven y trabajan, legal o ilegalmente.

  Los ilegales están muy ocupados en mantener un perfil bajo, lejos del escrutinio de ICE -la versión actual de la temible “migra”-, y los “legales” prefieren alcanzar la ciudadanía con todos sus privilegios. Así de simple, así de complicado.

 

NOTAS EN REMOLINO

 

  ¿No enternece la devoción cívica de este pueblo, tan politizado que entrega parte de sus magros recursos para contribuir a que, para la Gran Encuesta, en Morena conozcan el salvador mensaje de su “corcholata” favorita? Eso es apostolado… Al oír que el gobernador de Nuevo León Samuel García se ofreció en la reunión de Movimiento Ciudadano como voluntario a ser candidato presidencial, alguien en Palacio, sonriente se retiró de los labios las plumas que le dejó comer pichón… Atento al proceso para la sucesión en la Suprema Corte de Justicia, quizá el aún presidente Arturo Zaldívar evalúa si quiere que su legado sea la autonomía constitucional de uno de los Tres Poderes de la Unión… Si la militar Mexicana de Aviación se funda “para bajar los precios”, está muerta antes de nacer… ¿Calculó el subsecretario Alejandro Encinas el costo político si algo ocurre al exprocurador Jesús Murillo Karam?… En tiempos de crispación política, citemos a William Shakespeare: “no enciendas tanto la hoguera contra tu enemigo, no vaya a ser que te alcance”