Comentario con López-Dóriga

Dos frentes más

  Nada nuevo que el oficialismo interpele a personas de los más diversos sectores de la sociedad mexicana que critican las políticas del Gobierno de la República.

  Y no es cosa de partidos, las interpelaciones siempre han existido con mayor o menor estridencia, según el estilo de cada Gobierno.

  Pero veremos que vaya que han cambiado las cosas, pues casi siempre, a dos años de la elección presidencial, a menos que enfrentara una crisis, el oficialismo procuraba sumar, no restar.

  Entonces, que el Gobierno en una sola semana abra dos nuevos frentes, el religioso y el de la comunidad judía, puede significar dos cosas, que están totalmente seguros de su blindaje político o que ven nubarrones de crisis en el horizonte.