Comentario con López-Dóriga

Demencial

  Como dijiste ayer, coincido en que es demencial el anuncio de la Comisión Nacional de Derechos Humanos que preside la señora Rosario Piedra de que tiene la intención de reabrir el caso del asesinato contra Luis Donaldo Colosio.

  Algunos recordaron las simplistas versiones de que la gente de la campaña escogió  Lomas Taurinas, para el mitin donde Mario Aburto asesinó a Colosio aquella tarde del 23 de marzo de 1994.

  Me consta que desde enero del 94, el licenciado Colosio decidió que cada gira se iniciara en una colonia pobre de la localidad y que el número de escoltas fuera el mínimo posible.

  Quienes dicen que sus colaboradores lo llevaron a Lomas Taurinas, Joaquín, son tejedores de leyendas. Hablan por hablar.